Consejos para que las navidades no pasen factura

En estas fechas navideñas es normal que hagamos algunas concesiones con nuestra dieta, alimentación y estilo de vida. Son días de comidas copiosas y abundantes en un escaso márgen de tiempo. Salimos con los amigos, comemos entre horas, tenemos las cenas de navidad, cenas de empresa, nochevieja y un largo etcétera, eventos que al fin y al cabo suelen estar muy relacionados con la comida.

Y es que comer es un placer, y no pasa absolutamente nada por levantar la mano y disfrutar de todo lo que nos brinda la Navidad estos días, por ejemplo podemos comer dulces navideños, turrones, mazapanes o roscón de reyes, el gran enemigo de estas Navidades, ya que es sin duda, el alimento que más puede engordar y dejarnos esa grasa adiposa en nuestro cuerpo tan complicada de quitar.

Así que para hacer más saludables estas navidades, queremos compartir una serie de consejos de sentido común, que agradecerá vuestro cuerpo y vuestra mente. El primero de todo, por supuesto, es intentar cocinar sin grasa, para ello en los clásicos consomés, caldos o sopas que se preparan en estos días, podeís eliminar la capa de grasa que dejan las carnes con nuestra jarra separadora de grasa Gravy.

Puedes adquirir nuestra jarra en esta sección de nuestra web: Tienda Gravy.

Para ello, vierte con la ayuda de un cazo, la capa superficial del caldo dentro de la jarra, espera unos segundos a que la grasa suba (porque pesa menos) y después vuelve a verter el caldo libre de grasa en la olla, ayúdandote de la llave de paso que la jarra Gravy lleva en su base. De esta forma estarás tomando un caldo con todos los nutrientes, aromas y sabores, pero sin absolutamente nada de grasa.

Consejos para unas Navidades saludables

Además otros consejos para llevar una Navidad saludable son:

  1. Si vas a cocinar pollos, o pavos rellenos, es mejor que los cocines eliminando la capa de piel superficial, que es la que contiene toda la grasa.
  2. Intenta caminar unos 20 minutos después de una comida o cena copiosa. Sobre todo si es una cena.
  3. Come dulces con moderación.
  4. Intenta realizar cinco comidas al día, de forma moderada, para evitar llegar con mucha hambre a las comidas importantes, sobre todo si son reuniones sociales.
  5. Evita a toda costa comer entre horas, ese típico mantecado que nos comemos furtivamente a media tarde, es una mala decisión.
  6. Piensa que algunos alimentos los disfrutas sólo durante unos segundos, y que luego tardarás semanas o meses en eliminarlos.
  7. Emplea aceite vegetal para tus fritos.
  8. Intenta moderar el consumo de pan.
  9. Acompaña tus comidas y cenas de ensaladas.
  10. Intenta comer fruta, también en estos días.